zhirinovsky0918-thumb-692x360-tile-horz

ARMAS CLIMÁTICAS SECRETAS PUEDEN MATAR A MILLONES DE PERSONAS, ADVIERTE ALTO POLÍTICO RUSO.

Un influyente líder político dice que Rusia tiene la capacidad de “destruir cualquier parte del planeta” con nuevas tecnologías.

(Año 2011) Un alto líder politico de Duma causó conmoción en una reciente entrevista por televisión cuando advirtió que Rusia podría desplegar un arsenal de nuevas tecnologías para “destruir cualquier parte del planeta” y matar a cientos de millones de personas usando armas climáticas secretas si Estados Unidos, la ONU o Georgia trataban de detener la entrada de Rusia en la OMC.

zhirinovsky0918-thumb-692x360-tile.jpg

Vladimir Zhirinovsky es vice-presidente del estado ruso de Duma y líder del Partido Liberal Demócrata de Rusia (LDPR), el primer partido de oposición oficial después de la caída del comunismo. El LDPR tiene profundos links con la ex KGB y el Partido Comunista y se ha vuelto una fuerza importante en la política rusa, a pesar de que el mismo Zhirinovsky ha sido catalogado como un militante neo-fascista.

Según una traducción proporcionada por un orador ruso, durante la entrevista, Zhirinovsky se desvió hacia una tangente bizarra después de que se le fuese preguntado cómo Rusia podría tratar a países como Georgia y los Estados Unidos que intentan bloquear la entrada de Rusia a la Organización Mundial de Comercio.

Diciendo que el gobierno estadounidense en Washington DC “no tiene futuro” y podría “colapsar”, Zhirinovsky citó la supremacía de Rusia en el espacio y declaró que el país tenía, “Mucho dinero, recursos, y nuevas armas de las que nadie sabe”.

“Con ellas destruiremos cualquier parte del planeta en 15 minutos”, advirtió sensacionalmente.

“No una explosión, ni un destello de rayos, ni alguna clase de láser, ni relámpagos, sino un arma silenciosa y pacífica”, agregó Zhirinovsky, advirtiendo que “continentes enteros serán puestos a dormir por siempre” y que “120 milllones morirán” si alguien interfiere con reclamación rusa de las Islas Kuril, que son objeto de una disputa territorial con Japón.

La mujer presentadora del programa de noticias sonrió mientras hacía los comentarios, pero el estilo de Zhirinovsky estaba más allá de lo jovial.

Zhirinovsky hizo una referencia al reciente tsunami en Japón, sugiriendo que las “nuevas armas” a las cuales se refiere están relacionadas a tecnología de control climático, la cual ha sido intensamente estudiada por EE.UU. y Rusia desde los 1950’s y es comúnmente usada hoy.

Amenazando con anexar a Georgia completamente, Zhirinovsky advirtió, “Y entonces habrá otro tsunami, en el otro lado del planeta, en el Cáucaso”. Ante la referencia de Zhirinovsky a las Islas Kuril, en conexión con el devastador tsunami que golpeó a Japón en marzo, no es una sugestión sutil que Rusia tuviera algo que ver con causar el desastre natural que mató a miles, llevó a Fukushima a una crisis y amenazó con descarrilar la recuperación económica japonesa.

Zhirinovsky también advirtió de una venidera “tercera guerra mundial” emergiendo de las actuales revueltas en Medio Oriente y África Norte que podrían llevar al colapso de las actuales instituciones globales, como la UE, la OMC y el ascenso de un nuevo orden internacional liderado por Rusia.

Moscú ha empleado rutinariamente por décadas la tecnología de control climático de “siembra de nubes” asegurar cielos soleados ante desfiles militares en festivos nacionales, pero convertir el clima en un arma devastadora para ser usada en la guerra es una escalofriante nueva prospectiva.

No obstante, como documentan las revelaciones del experto en modificación climática, Ben Livingston, un ex físico de la marina que reportaba al presidente Lyndon B. Johnson sobre la efectividad del control climático en los 1960’s durante Vietnam, EE.UU. ha destinado dinero desde inicios de los 1950’s a programas para usar el clima como un arma durante la guerra fría. Sería ingenuo pensar que los rusos no desarrollaron una investigación similar.

Además, en un discurso de abril de 1997 ante la Universidad de Georgia, Atenas, el entonces Secretario de Defensa, William Cohen, habló sobre la amenaza de “una especie de eco-terrorismo, mediante la cual se puede alterar el clima, producir terremotos y volcanes, remotamente, a través de ondas electromagnéticas”.

Por muchos años, sospechas han circulado alrededor del propósito del Programa de Investigación sobre la Aurora Activa de Alta Frecuencia (HAARP), un programa ionosférico financiado conjuntamente por la Fuerza Aérea de EE.UU., la Marina de EE.UU., la Universidad de Alaska y DARPA. En su bestseller “Ángeles no tocan esta HAARPA“, el autor Nick Begich resume la evidencia que sugiere que HAARP está involucrada en actividades de control climático con viles propósitos.

Científicos de la NASA han descubierto, “Una conexión cercana entre perturbaciones eléctricas en el borde de nuestra atmósfera y amenazantes sismos en la tierra”, lo cual ha llevado a la postura de que los terremotos están siendo artificialmente inducidos como una forma de guerra moderna por HAARP.

La tecnología a la que Zhirinovsky se refiere está moviéndose rápidamente desde el campo de la ciencia ficción hacia la factibilidad científica mientras nos adentramos en el siglo 21.

Mientras Zhirinovsky es un personaje controvertido en Rusia, con una personalidad incendiaria, es en todo caso un importante jugador político. Aunque Zhirinovsky ha sido catalogado como un “payaso” y ha hecho muchos comentarios insólitos en el pasado, sería ingenuo descartarlo por estar en el círculo de lo extraño.

Como también ha sido vice-presidente del estado ruso de Duma y líder del LDPR, Zhirinovsky es miembro de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa. El vocero representante de Duma ha anunciado su intención de postular a las elecciones presidenciales rusas en 2012 y se espera que termine tercero en la carrera.

Los comentarios de Zhirinovsky no han sido menos controversiales en el pasado. Una vez apoyó la idea de soltar bombas nucleares sobre el Océano Atlántico para inundar Gran Bretaña.

¿Qué haremos con estos comentarios tan sorprendentes? ¿Es Zhirinovsky sólo un loco o verdaderamente ha hablado sobre la intención de Rusia de liberar un arsenal de nuevas tecnologías de guerra climática en su afán de dominar el globo?

1280px-Blue_Marlin_transporting_sea-based_X-band_radar.jpg

Noticia del año 2011:

Políticos rusos muestran sus dudas en torno al meteorito y apuntan a Estados Unidos El líder del nacionalista Partido Liberal Democrático de Rusia, Vladimir Zhirinovsky, acusó al país norteamericano de estar probando un nuevo armamento en su país.

CHELYABINSK.- La escasez de restos de meteorito en el lugar que éste impactó, alimentó las teorías de conspiración sobre lo que causó “la bola de fuego” y su inmensa onda, el viernes en una zona que acoge buena parte de las plantas industriales de la defensa Rusa. El líder nacionalista Vladimir Zhirinovsky dijo a periodistas en Moscú que los causantes podrían haber sido “belicistas” de Estados Unidos. “No cayeron meteoritos, fueron los estadounidenses que ensayaron una nueva arma. John Kerry (secretario de Estado de Estados Unidos) quería advertir el lunes a Lavrov (ministro ruso de Exteriores), pero éste estaba de viaje”, expresó. “Sinceramente, me inclinaría más a creer que fue algo militar”, dijo Oksana Trufanova, una activista local de derechos humanos. Los habitantes de Chelyabinsk, una ciudad industrial situada 1.500 kilómetros al este de Moscú, escucharon la explosión, vieron una luz brillante y después sintieron una onda que rompió ventanas y causó daños en las paredes y tejados de las construcciones. Según estimaciones de la agencia espacial rusa Roscosmos, el ahora cuestionado meteorito viajaba a una velocidad de 30 kilómetros por segundo, resplandeciendo en el horizonte y dejando una larga estela blanca visible hasta a 200 kilómetros de distancia. La NASA estimó que el objeto tenía 17 metros de ancho antes de entrar en la atmósfera terrestre, y pesaba alrededor de 10.000 toneladas. El cuerpo celeste explotó unos kilómetros por encima de la Tierra, liberando casi 500 kilotones de energía, cerca de 30 veces el tamaño de la bomba nuclear que fue arrojada en la ciudad japonesa de Hiroshima en la segunda Guerra Mundial, agregó la NASA. “Esperaríamos que sucediera un acontecimiento de esta magnitud una vez cada 100 años”, dijo Paul Chodas del Near-Earth Object Program Office de la NASA en el Laboratorio de Propulsión a Chorro en Pasadena, California. “Cuando tienes una bola de fuego de este tamaño esperarías que un gran número de meteoritos alcancen la superficie y en este caso probablemente algunos grandes”, sostuvo la misma fuente.

chelyabinsk-meteoroid-2

Video Documental Proyecto Haarp:

 

Fuentes: Emol.cl, Laverdadahora.cl, RT.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s